jueves, mayo 28, 2009

Hoy Soñé

Existía un lugar tipo "Oceánica" en el que convivían puros matrimonios, parecía un castillo y estaba en una ciudad conocida para mí (en mi sueño) y donde sabía en qué hotel quedarme. Había entrado al lugar para visitar unos clientes y de pronto una casada que me conocía me saludaba y proponía que la ayude a escaparse de allí. Así lo hacía y después me sentía totalmente paranoico de que su marido me estaría persiguiendo, nos metíamos al hotel donde me quedaba y pactábamos que durante ese día ella se quedaba en el cuarto y yo investigaría sobre su esposo. Despierto entonces con una canción de González y los Asistentes... hoy las cosas no están tan mal como otras veces ni otros sueños


martes, mayo 19, 2009

Sin saber...sin saber...

Ya estoy harto de decir que estoy desanimado pero estoy desanimado... siento que soy un personaje de Los Inútiles, de Fellini, pero bueno... eso sí :

martes, mayo 12, 2009

Everybody must get...

Hoy mi padre me preguntaba por mis poetas favoritos y me metió en un pedo. ¿Calamaro? ¿Sabina? Hice una búsqueda mental rápida por el rock y las canciones que escucho y me dio vergüenza decir algo que no me haya entrado por el hecho de leer. Por eso, también hoy me propuse leer más poesía, que no en internet, y cuando busqué qué leer volví a encontrarme con un libro de Lou Reed de canciones traducidas (que no, que eso ya no vale más). Bueno, al pensar un poquitito más me acordé que Bob Dylan sí merece una mención, hoy especialmente Rainy Day Women #12 & 36. Mañana vuelvo a Gonzalo Rojas o al que sea, si es que encuentro algo.

martes, mayo 05, 2009

No tengo fiebre... sólo estoy un poco cansado

A veces creo que lo mejor de estar solo es estar en silencio sin que nadie crea que estás enojado. Lo malo, que igual nadie te auxiliaría si te sientes mal o tienes 40 grados de fiebre. La única vez que recuerdo haberla tenido tenía 7 años y veía en la sala de mi casa un partido de la selección juvenil de México donde jugaba Paul Moreno que era uno de mis ídolos y que, además, pronto se supo que no era juvenil y que jugaba con pasaportes falsos. Las fiebres y los países no han cambiado mucho, creo, pero no estoy enfermo, sólo en silencio.