lunes, enero 30, 2006

No me saquen de aquí, por favor

...estoy demasiado tranquilo
Por ahora, sólo posts guardados en borrador...
Saludos

Comuna de San Rock - E (Foto Google)

Juanpe y yo, seguramente tomando un choripan antes del atardecer (sin salir a cuadro)

domingo, enero 22, 2006

Gran Colección de Momentos Felices II

1986: Salí de ver Karate Kid I, del cine... sentí que me había apoderado el espíritu del niño karateca y capaz de vencer a cualquiera. Llegué a mi casa y puse una canción, mientras ensayaba el paso de la grulla.

Con mi balsa...

No sé qué postear, porque detesto las fotos de paisajes, pero pues se puede hacer de cuenta que soy yo el que la toma, con una cerveza en la otra mano, y por eso no posteo más en estos días... creo

martes, enero 17, 2006

Re vuelvo

Previo a los viajes, mi cerebro enfermizo empieza a fantasear con historias lúgubres y pesadillescas en el lugar de destino. La primera vez -y durante las primeras horas- que estuve en Buenos Aires, entré, con mi amigo, a cenar a un buffet al lado del obelisco. En una mesa, siete elegantes viejos, que superaban los sesenta, conversaban con dos putas que parecían -o eran, no sé- travestidos. En otra mesa, un gringo miraba con asombro la escena. Cuando me levanté por algo de carne el cocinero me preguntó "¿a ti es al que la china te iba a dar algo?", refiriéndose a una mesera. Veinte minutos después nos fuimos, huímos. Cuando cruzábamos la puerta para salir, uno de los señores decía a una de las putas: "qué belleza eeesto", mientras señalaba una de sus tetas con el índice. No lo soñé.
Me conformo con vivir algo similar.

domingo, enero 15, 2006

Suplente del día

Es lo malo de ir a un lugar con rocola. Lo malo de ir a una taquería de la 11 sur y quedarse hasta altas horas de la mañana. Prefiero ir a uno donde sólo me roben las chamarras...
Pincha aquí:

miércoles, enero 11, 2006

Gran Colección de Momentos Felices I

1990: La niña que me gustaba me eligió para su equipo de Voley (el deporte que más odiaba), sólo quedaban 5 sin equipo, de los 40 que éramos en un inicio y honestamente debí ser el último.

lunes, enero 09, 2006

Cuenta Regresiva XXIV

Año 2024: El tipo, gordo y calvo, empieza a imaginar cómo tendría que morir para darle un final digno a su depresiva vida. Después de mirar durante unas horas la televisión encuentra como buenas posibilidades: masturbándose -aunque le aterra pensar en cuando lleguen los paramédicos y el forense-, abriendo un disco nuevo que le hacía ilusión o sirviéndose un café en el desayuno; pero al final dio con el ideal: en el coche, yendo a buscar a la mujer que tanto le gustaba hace años, ya casada, vieja amiga, con quien sigue teniendo contacto pero nunca se había atrevido invitar... El sueño resulta tan lindo que imagina las palabras del funeral "era un tipo tenaz, hasta el último día de su vida se esforzó por una chica -No se merecía acabar tan solo".
Suena el teléfono... es la misma mujer que le gustaba hace años: "qué pasó contigo... ¿no que ayer me ibas a invitar por esa cerveza que me debías?"...
Después de un silencio: "es que estoy un poco ocupado, ¿no prefieres la próxima semana?"

sábado, enero 07, 2006

Todos éramos niños

Últimamente tengo obsesión por mirar las fotos de cuando era niño y tratar de volver a vivir el instante, saber que yo también tuve cara de niño y generé algunas ilusiones en la gente que me quería. Después hice el ejercicio de mirar la cara de las personas, en un centro comercial, e imaginarlos cuando niños. Creo que así todo el mundo parece indefenso y bueno. Se me complican los políticos (todos) y la gente con bigote, no sé por qué. Ayer nos robaron las chamarras en un bar, se cayó mi esquema de "todos somos niños"... bueno, hay niños hijos de puta también.

Yo, cuando sobreviví a los 8

viernes, enero 06, 2006

Va

Quiero morder un limón y, si se puede, lamer un poco más el mundo. Suficiente aspiración y propósito para el 06:
Tener por lo menos los mismos amigos y tratar de besar(te/la) mucho más; comerme a quien me falte por comer y disfrutar la decadencia de llegar a los 30, del dolor.. "Ponerme la ropa mojada, brindar con agua mineral...", nunca más aguantarme las ganas de llorar, llorar por alguien sería bueno. Si tan sólo fuera un poco menos cobarde estaría listo para morir tranquilo.
(Yo tampoco entiendo, pero así está en mi cuaderno blanco, resultado de los únicos 20 minutos solitarios que tuve en todo este mes. Algo de verdad escribí, creo. No vuelvo a quedarme tanto tiempo acompañado)